Italia: Lago di Garda, Lago di Como, Verona.

Esta entrada habla de mi último viaje por el norte de Italia Primero de todo os dejo el itinerario que seguimos por si os sirve para preparar vuestro viaje.

ITINERARIO

Estuvimos 7 noches y 8 días en agosto del 2012, y estos fueron los gastos fijos del viaje:

– Vuelos: 210 euros los vuelos i/v de los dos. Volamos con Ryanair a Bérgamo (al lado de Milán), incluye dos maletas de mano y una de 15 kg facturada.

– Alojamientos: 377 euros en alojamientos. Dos noches en el norte del lago di Garda, hotel Genzianella por 120 euros con media pensión (contratado por booking); tres noches en el sur del lago di Garda en el B&B Mongolfiera por 165 euros con desayuno (encontrado en booking y contratado directamente con los dueños); dos noches en el lago di Como en el B&B Il Torchio por 97 euros con desayuno (contratado por wimdu utilizando un bono descuento de 15 euros).

– Coche: 147 euros por los 7 días alquilado a través de http://www.economycarrentals.es/, recogida y entrega en el aeropuerto de Bergamo ( lo teníamos por 160 por 8 días, pero lo devolvimos al séptimo día (seis días y 23 horas) y nos cobraron un día menos ).

– Gastos adicionales: 133 euros en gasolina ( muy cara, casi 2 eu/l ), hicimos 1050 km.

LAGO DI GARDA

Es un lago precioso al norte de Italia, entre Milán y Verona, muy grande y rodeado de montañas y de “La Gardesana”, una carretera de 143 km y más de 80 túneles. No es una zona muy conocida en España, pero para italianos y alemanes es destino turístico. Esto hace que algunas zonas, sobre todo los pueblos más conocidos y las carreteras cercanas, estén excesivamente masificados. Para disfrutarlo, hay que tomarse los trayectos en coche con tranquilidad o madrugar para evitar congestiones en las carreteras, y huir un poco de lo masificado. Por otro lado es perfecto para turismo de familia, de relax ( es fácil escapar del tumulto ) o para hacer deportes: ciclismo de carretera y montaña, windsurf, senderismo, escalada…

– NORTE: para mí la zona más bonita del lago, con pueblos muy bonitos como Tórbole, Riva sul Garda, Limone sul Garda, Arco.. Los dos primeros más turísticos y con playas preparadas para el disfrute de la gente: césped, sombras, bares, plataformas acuática, socorristas, motos de agua, etc..

Limone sul Garda es el primero bajando por la parte oeste, mantiene unas construcciones a base de columnas para los limoneros, es muy bonito y famoso por la venta de limoncello. Cercano a Riva di Garda, cruzando un túnel larguísimo, está el Lago di Ledro, más pequeño pero mucho más tranquilo, perfecto para buscar relax y contacto con la naturaleza. Hacia el interior de Riva se encuentra Arco, población perfecta si buscas deportes de montaña: senderismo, rafting, escalada, vías ferratas, etc..

En el norte estuvimos hospedados en Santa Bárbara, a 1200 metros de altitud. Queríamos escapar del gentío y tiene un precio muy competitivo para la zona que es muy cara. Además hay un montón de rutas para andar y para bici. Buen trato y buena comida.

( pincha aquí para ver más fotos )

– ESTE: el primer pueblo desde el norte es Malcesine, famoso por su fortaleza y por el funicular, que te sube al Monte Baldo (1745 m) con unas panorámicas geniales del lago y muchas sendas para caminar. Cuesta 20 euros hasta arriba, otra opción es comprar el billete desde la mitad hasta arriba (2º tramo), y subir con coche al primer mirador, se tardan 10 minutos y el parking arriba es gratuito, te ahorras 10 euros por persona más el parking de abajo.

Desde Malcesine hasta Torri del Bénaco es la mejor zona para el baño si lo que buscas es estar solo en la playa. Durante todo el trayecto puedes dejar el coche en el arcén y quedarte en las calitas, en los muelles o en las playitas de algunos pueblos.
Desde Bardolino hacia el interior comienza la “Ruta del vino Valpolicella” pasando por muchos pueblos vinícolas.
Antes de Garda se encuentra la “Punta de San Vigilio” con una playa privada (12 eu/pers) preparada con césped, duchas, parques para niños, chiringuitos, y unas vistas del lago impresionantes. Colarse es difícil, y si no vas a pagar no vale la pena parar.
( pincha aquí para ver más fotos )

– SUR: en el sur destacan Peschiera, Sirmione y Desenzano, los tres con fortalezas y los tres muy muy turísticos. En fin de semana de verano impracticables!! A destacar Sirmione, situado en una península que se introduce en el lago, por la noche tiene mucho ambiente (excesivas tiendas de souvenirs y heladerías). Por el día vale la pena ir hasta el final y disfrutar de las playitas que hay debajo de las ruinas de “Grotte di Capulo”. Una plataforma de roca con el agua por los tobillos, con islotes de piedra para dos personas, parece que estás dentro del agua, y unas vistas del lago que impresionan.

Peschiera a nosotros no nos gustó, y Desenzano es muy bonito para pasear, con un puerto deportivo grande con opciones de alquilar barcas.
En el sur estuvimos hospedados en el B&B Mongolfiera, en Quaderni de Villafranca, con un 9,4 de nota en booking. Precio barato, pueblecito tranquilo entre viñedos, perfecto para hacer el sur del lago y Verona, a 15 y 20 km respectivamente. Inmejorable, además de barato, trato exquisito, desayuno en la habitación, limpio.. muy recomendable!!
( pincha aquí para ver más fotos y vídeo )

– OESTE: la parte oeste es la que menos visitamos, la hicimos el primer día por la Gardesana para llegar al norte, que en muchos tramos va a cierta altura, cosa que impide tener un acceso fácil al agua. Pueblos grandes llenos de hoteles y lujosas villas como Saló y Gardano Riviera.

VERONA

Para evitar pagar parking o zona azul una opción es aparcar en algún barrio periférico y coger un autobús que te lleve al centro. Nosotros tardamos 10 minutos.

Verona es una ciudad muy recogida y que en un día o día y medio puedes recorrerla, zona centro claro. Comenzar en la Piazza Brá y el anfiteatro Arena de Verona, dirigirte a la Piazza delle Erbe, la del Signori, Duomo, Sant´Anastasia, Santa Maria Antica.. Todo ello lo puedes ver en un paseo matutino tranquilamente, disfrutando de las calles y de la historia de la ciudad. Aunque para tener unas buenas vistas de la ciudad hay que subir al Castel San Prieto.Otro punto de interés turístico es el llamado “Balcón de Romeo y Julieta”, aunque no se sabe con certeza si es, éste es muy parecido a lo descrito en la obra y se ha ganado ser el lugar de peregrinación de enamorados y turistas.Para comer encontramos dos sitios, uno muy bueno y barato, en la Via Giosué Carducci, la Osteria Perbacco. ¡Recomendable!Para comer rápido y céntrico, detrás de la Piazza Brá, en Via Carlo Cattaneo 12, el Re Carlo, buenas pizzas.

( pincha aquí para ver más fotos )

LAGO DI COMO

El lago se encuentra al norte de Bérgamo y Milán, rodeado de los pre-Alpes, en una zona muy tranquila y con pueblecitos muy bonitos. Mucho más tranquilo que el Lago di Garda e igual impresionante, cosas que han hecho que sea lugar de relajación de actores y cantantes como George Clooney y Madonna.Para el Lago di Como escogimos el B&B Il Tolchio, en Calco. Regentada por Siro y su madre Marcela, es un lugar tranquilo, con gente muy amable y dispuesta a responder todas tus preguntas. Además cocinan muy bien, y si haces alguna cena allí podrás degustar comida típica y casera, productos de la tierra, y disfrutar de una velada y sobremesa acompañado con los anfitriones.

El lago lo visitamos solamente un día, pasando por Lecco hasta llegar a Lierna, perfecto para descansar y pegarte un baño en su playita, y comer en la terraza del bar muy barato.
Después llegamos a Varenna, pero antes de parar subimos al Castello di Vezio para poder disfrutar de las panorámicas del lago. Desde Varenna salen barcos que te cruzan al otro lado, nosotros decidimos disfrutar del pueblo con un helado.Al lado de Calco se encuentra Brivio, también bonito. En el paseo del río encontramos el “Tofé cafè, Piazza carlo Frigerio 7”, pagas la bebida y puedes coger la comida que hay en la barra, también preparan pizzas. Allí acabamos dos noches degustando vinos de la zona y tratando con los lugareños.

( pincha aquí para ver más fotos y vídeos )

COSAS DE INTERÉS

A destacar Mantova, una ciudad universitaria al sur del Lago di Garda que nos sorprendió muchísimo. Fuimos porque en un blog lo recomendaban y fue todo un acierto. Duomo, iglesias, castillo, fortaleza, palacios, plazas enormes, ambiente, bares, pubs, etc.. ¡¡Nos encantó!!

También cercano a nuestro segundo hospedaje está Valeggio, también muy bonito y con un enorme castillo.

A tener en cuenta en el lago que todos los aparcamientos son de pago, o reservados a vecinos. ¿Se puede aparcar gratis? Sí, solamente pagamos en Sirmione para evitar un pateo al Sol, y en la playa de Riva sul Garda porque la zona gratis estaba llena. Siempre hay que ir hacia la zona exterior del pueblo y se encuentran sitios, o utilizar los parkings de hoteles grandes que no controlan. Además, en el este del lago, la gente aparca en el lado izquierdo, todo lo pegado que se puede al muro, y cruzas la carretera y a bañarse, lo tienes controlado en todo momento.El tráfico también agobia bastante, puedes evitar colas en los pueblos utilizando las carreteras de los chalets, y salir a las afueras del pueblo. Importante saber, si vas en fin de semana, que o madrugas o te lo tomas con tranquilidad.

Un comentario

  1. Pingback: Itinerario Italia: lagos y Verona | Mirada de rana

Deja un comentario