Bosque de Oma

El mismo día que hicimos el tour guiado por el centro de Bilbao por la mañana, y visitamos San Juan de Gaztelugatxe al mediodía, nos dio tiempo a visitar el Bosque de Oma por la tarde aprovechando el magnífico día de sol.

El Bosque de Oma o Bosque Pintado está situado en el término municipal de Kortezubi, aunque pertenece al barrio de Oma. Para situarnos en el mapa, muy cerca de Guernica.

Bosque de Oma

Nada se escapa en el Bosque de Oma

El Bosque de Oma, o la pequeña zona dentro del gran bosque, tiene como atractivo la obra del pintor y escultor Agustín Ibarrola, que pretendió representar escenas cotidianas en los bosques cercanos a su casa.

También se conoce como el Bosque Mágico y no es para menos, ya que el artista te invita a un paseo mágico entre la penumbra creada por los grandes pinos que impiden la entrada normal de la luz natural, y en el que hay que usar la imaginación para descubrir su obra, utilizando sobre todo la perspectiva.

Bosque de Oma

4 árboles se usan para estos corredores

Y es que su obra, pintada sobre los troncos de los pinos, puede parecer nada, pobre o incluso infantil; hasta que te sitúas en la posición adecuada.

Bosque de Oma

Motoristas en homenaje a su hijo y amigos

Y es que en el Bosque de Oma nada es lo que parece, y es por ello que recomiendo llevar el mapa con el recorrido marcado, o la audioguía que se puede descargar en el móvil. Así podrás disfrutar mucho más tu visita. Os dejo el enlace para descargar la audioguía y el mapa en JPG para verlo en lo móvil o descargarlo.

 

Para llegar es fácil y está bien indicado, es la misma dirección que para visitar las Cuevas de Santimamiñe, el otro atractivo de la zona. Al llegar a la zona hay un parking a la derecha, y desde allí tienes dos opciones: bajar unos 3 kilómetros por la carretera dirección a la pequeña agrupación de preciosos caseríos de Oma, o recorrer la misma distancia por una preciosa senda que te sumerge en el bosque poco a poco.

Bosque de Oma

Senda para llegar al Bosque de Oma

En esta última el esfuerzo es algo mayor, ya que la ida es en continua subida, pero con firme ancho y sin mayor dificultad.

Bosque de Oma

Bosque de Oma

Al llegar al Bosque de Oma por la senda, desciendes bastante por un caminito con ayuda de unos escalones enormes, y enseguida la peculiar obra te rodea. Busca las marcas distintivas, unos triángulos o flechas amarillos, que te indican hacia dónde mirar, y el número de la obra para que te guíes en el mapa o la audioguía.

Para volver y así hacer la ruta circular, nosotros optamos por la parte de Oma, aunque es por una carretera, mucho menos atractiva. Pero le dimos solución, hicimos autostop y una pareja nos subió hasta el parking. El chico, muy orgulloso de su pueblo y del Bosque de Oma nos contó que el artista era su abuelo. Así que al menos tuvimos la oportunidad de darle la enhorabuena a través de su nieto.

Os dejo la web oficial del bosque, con más información por si necesitáis información o queréis verla.

Deja un comentario